La Fiscalía pide dos años de prisión para dos empresarios por delito contra los derechos de los trabajadores.

Despidieron a dos empleados en el contexto de unas elecciones sindicales.

Ambos responsables de la empresa se sentarán el próximo 22 de noviembre en el banquillo de los acusados del Juzgado de lo Penal número 1 de Pontevedra, acusados de un delito contra la libertad sindical. Los hechos se habrían cometido en el año 2016 durante unas elecciones sindicales en el centro de trabajo, tras las que fueron despedidos dos empleados como supuesta represalia.

La acusación presentada por la fiscal de siniestralidad laboral, Marta Durántez, expone que los dos acusados actuaron “de común acuerdo y con ánimo de menoscabar la libertad sindical” de los trabajadores.

Amplia esta noticia en el.