Satisfacción por la creación de 22 empleos.

22 vigilantes de la empresa de seguridad Coviar, se ocuparan de la nueva cárcel de Teruel desde el próximo 1 de octubre. Este personal realizará su trabajo en coordinación con la Guardia Civil encargada hasta ahora en exclusiva del control del recinto penitenciario.

El director de la prisión, Julio Esteban, expresó ayer su satisfacción por la creación de nuevos empleos en Teruel, una ciudad con mas de 3.000 parados de una población de 35.000 habitantes. “Es una alegría sacar a 22 personas del paro” señaló.

Desde la empresa Coviar indicaron que todos los contratados son vecinos de Teruel o de poblaciones del entorno que han recibido la formación reglada necesaria.

Este sistema de vigilancia que combina seguridad privada con el trabajo de la Guardia Civil se ha implantado ya en otras prisiones españolas.

Fuente: El Heraldo de Aragon.

A %d blogueros les gusta esto: