504 años de Seguridad Privada

En el año 1517, el rey Carlos I tuvo conocimiento, a través de sus procuradores, de que en los montes y bosques de su reino se estaban produciendo talas indiscriminadas, no haciéndose la debida reforestación para el mantenimiento de los mismos.

Para remediarlo, un año después, concretamente el 21 de mayo de 1518, el monarca determinó por una pragmática (según la RAE, “ley emanada de competente autoridad, que se diferenciaba de los reales decretos y órdenes generales en las fórmulas de su publicación”) por la que ordenaba la “Formación de nuevos plantíos de montes y arboledas, y de ordenanzas para conservar los viejos y los nuevos”.

Dicha pragmática ordenaba a los regidores de las ciudades y villas que nombraran a unos responsables que determinaran cuáles eran los lugares idóneos para “poner y plantar montes y pinares”. Asimismo, debían disponer de personas que vigilaran dichos montes, pinares y árboles: “ (…) que diputen las personas que fueren menester, para que tengan cargo de guardar los dichos montes, pinares y árboles á costa de los Propios de las dichas ciudades, villas y lugares, si los tuvieren; y no los teniendo, por la presente damos licencia y facultad á los Concejos, Justicias y Regidores de las dichas ciudades, villas y lugares, para que los maravedís que fueren menester, solamente para pagar los salarios que las dichas guardas hubieren de haber (…)” .

Esa pragmática del rey Carlos I se considera la primera norma de seguridad privada de España, y en conmemoración a la misma, la Orden INT/70472013 estableció el día 21 de mayo como el  “Día  de  la Seguridad Privada”.

Durante la presente semana y en las sucesivas, se celebrarán actos y conmemoraciones por todo el territorio nacional,  así  como  acciones de  relación y  contacto  con los  profesionales del  sector,  para  reconocer  la trascendental labor que desarrollan.

Boletín Red Azul Policía Nacional UCSP