Carmena da un golpe de autoridad y cesa a dos directivos de la gestora Madrid Arena

Ayun madridEl Gobierno municipal destituye al director financiero y al responsable de seguridad de Madrid Destino en unas pocas horas, con lo que ya han salido tres jefes que aún no han sido sustituidos.
El equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid parece decidido a dar la vuelta a la empresa municipal Madrid Destino, gestora de inmuebles de eventos como la Caja Mágica o el Madrid Arena. Esta semana, la concejala de Cultura,Celia Mayer, ha dado un golpe de autoridad y ha destituido a dos directivos de la sociedad pública que habían sido puestos en entredicho por distintos problemas.

El pasado lunes, Meyer ordenó el cese del director financiero de Madrid Destino, Pascual Fernández, que había sido acusado por varias empleadas de la empresa de acosarlas mediante comentarios machistas y denigrantes, como recogió un informe del departamento de Recursos Humanos de la sociedad. La decisión de destituir a Fernández era coherente con la postura que había tomado Ahora Madrid antes de las elecciones, cuando pidió la dimisión del directivo sólo un día después de hacerse público el mencionado informe.

Dos días después de la expulsión de Fernández, Meyer llamó a su despacho al jefe de seguridad de Madrid Destino, Mauricio López, para comunicarle el cese fulminante. El pecado del responsable de mantener la seguridad en los recintos municipales, haber incumplido supuestamente su contrato al no crear la figura del coordinador de vigilancia –responsable de “supervisar el servicio”, “formular propuestas de mejoras” y servir de “interlocutor entre la empresa adjudicataria del contrato y Madridec” (Madrid Destino desde el 1 de enero de 2014)– ni actualizar los planes de autoprotección, compromisos adquiridos por Alerta y Control cuando se hizo cargo de la seguridad del Madrid Arena y del resto de recintos.

López también fue el responsable de volver a permitir la celebración de fiestas en el recinto del Madrid Arena sin cumplir con la seguridad comprometida después de la tragedia que acabó con la vida de cinco chicas por aplastamiento durante el pánico que se generó en la fiesta de Halloween que tuvo lugar en el inmueble el 1 de noviembre de 2012, incidente por el que 15 personas se sentarán en el banquillo a partir del próximo 12 de enero.

La caída de estos dos directivos de la gestora de espacios públicos para eventos se une a la dimisión que presentó pocos días antes de las elecciones municipales el que fuera consejero delegado de Madrid Destino, Alberto Merchante, cuya huida fue muy criticada por el Partido Socialista.

Por el momento, de hecho, ninguno de los tres directivos ha sido sustituido, lo que ha generado una situación de desgobierno que echa más leña a la inquietud que ya existía en la empresa pública, que admitió, por ejemplo, no tener la capacidad ni el presupuesto para recuperar los edificios municipales de la Casa de Campo destrozados y ocupados por indigentes.

El Gobierno de Manuela Carmena pretende con estos cambios renovar una entidad muy marcada por la polémica durante la pasada legislatura. De hecho, el Ejecutivo municipal ha encargado una auditoría de la sociedad con el fin de esclarecer la situación financiera y económica de una empresa pública que gestiona espacios que mueven mucho dinero, como la Caja Mágica, los teatros, el Palacio Municipal de Congresos o el Madrid Arena, entre otros.

Fuente: elconfidencial.com

 

Share