Delegado Gobierno recuerda a Turull que el conflicto El Prat no es con Aena

El delegado accidental del Gobierno en Cataluña y subdelegado del Gobierno en Girona, Juan Manuel Sánchez-Bustamante, ha recordado hoy al conseller de Presidencia y portavoz del Govern, Jordi Turull, que en conflicto laboral en el aeropuerto de El Prat no es con Aena sino con Eulen Seguridad.

En declaraciones a Efe, Sánchez-Bustamante ha calificado de «desafortunadas» las declaraciones sobre el conflicto laboral que esta generando largas esperas en los controles de seguridad en el aeropuerto barcelonés que ha hecho hoy Turull en la rueda de prensa posterior a la reunión semanal del Govern.

Turull ha afirmado que la Guardia Civil haría «más trabajo» en el Aeropuerto de El Prat que «persiguiendo urnas» y ha lamentado que Aena, el gestor aeroportuario, no se haya implicado en la resolución del conflicto y no participe en las mesas de negociación.

El portavoz del Govern ha reclamado a Aena «que se ponga las pilas», pero también ha pedido a la Delegación del Gobierno en Cataluña que se tome «seriamente» el asunto y «no se vaya de vacaciones» dejando abierto este conflicto: «No puede ser que Aena esté desaparecida y la Delegación del Gobierno de vacaciones», ha declarado.

En respuesta a estas declaraciones, el Delegado accidental del Gobierno ha dicho que «la Delegación de Gobierno en Cataluña no está, no ha estado, ni estará, de vacaciones, y sigue trabajando diariamente en la representación y defensa de la gestión del gobierno de España, y en tutela permanente de los derechos y libertades de todos los catalanes».

Sánchez-Bustamante ha recordado que el conflicto laboral existente en el Aeropuerto de Barcelona-El Prat «no es, como erróneamente afirma Turull, entre los trabajadores y Aena, sino entre los trabajadores y la mercantil Eulen Seguridad, SAU, empresa adjudicataria única del servicio de seguridad privada en los filtros de pasajeros y mixtos» del aeropuerto barcelonés.

«Por tal motivo, Aena es, por ley, ajena a las relaciones laborales entre la compañía y sus empleados. La facultad de dirección, organización y control de los trabajadores, corresponde exclusivamente a las empresas adjudicatarias de los servicios, por constituir organizaciones autónomas y tener una titularidad independiente a la de Aena», ha añadido.

Ha subrayado también que «si por parte de Aena se interviniera en las negociaciones relativas a las desconvocatorias de huelga de sus contratas se estaría asumiendo una función que no le corresponde, colocándose en la posición de empresario de los trabajadores huelguistas, lo cual le podría acarrear futuros y variados problemas en relación con la plantilla de las contratas»

«La Delegación de Gobierno en Cataluña ni puede ni debe intervenir en el citado conflicto laboral», ha recalcado antes de señalar que «esta competencia de mediación en Cataluña recae directamente en el Departamento de Trabajo» de la Generalitat, a quien, ha dicho, «debería dirigir Turull sus requerimientos y exigencias de trabajar en el cumplimiento de su función de intervención mediadora».

«No obstante, Aena, así como la Delegación de Gobierno, en aras a garantizar que el servicio en los controles de seguridad sea el adecuado y no se causen perjuicios a los pasajeros, están totalmente implicadas e involucradas desde el primer momento para que se resuelva lo antes posible el conflicto laboral, habiendo promovido diferentes medidas, en el ámbito de sus competencias, encaminadas a trabajar en evitar, hasta el último momento posible, la convocatoria anunciada de huelga», ha concluido.

Fuente: finanzas.com

Share