La Fiscalía General del Estado archiva la denuncia de Victoria Rosell contra el Fiscal Jefe de Las Palmas.

La Inspección Fiscal considera que Guillermo García Panasco no se extralimitó en sus funciones al ordenar abrir una investigación contra la actual diputada de Podemos por un procedimiento que se seguía en su Juzgado.

El archivo llega una semana después de que el Consejo General del Poder Judicial hiciera lo propio con la denuncia de la Fiscalía de Las Palmas contra la magistrada en excedencia.

La Inspección Fiscal, dependiente de la Fiscalía General del Estado, ha archivado  las diligencias que abrió el pasado 14 de diciembre a raíz de la denuncia presentada por la jueza Victoria Rosell contra el Fiscal Jefe de Las Palmas, Guillermo García Panasco, al entender que este no cometió una infracción disciplinaria, según informa en una nota de prensa.

La actual diputada de Podemos por la provincia de Las Palmas denunció a García Panasco porque consideraba que se había extralimitado en sus funciones al iniciar un procedimiento para investigar los retrasos acumulados en un procedimiento seguido en el Juzgado de Instrucción número 8 de Las Palmas de Gran Canaria, del que era titular hasta que solicitó la excedencia voluntaria, a mediados de octubre del año pasado. En concreto, en la causa que se seguía en este órgano contra Miguel Ángel Ramírez, presidente de la Unión Deportiva Las Palmas, por un presunto delito de fraude fiscal en Seguridad Integral Canaria, una de sus empresas.

El Fiscal Jefe de Las Palmas ordenó abrir una investigación que instruyó la fiscal de Delitos Económicos, Evangelina Ríos Dorado. Según un comunicado que difundió el propio García Panasco el 3 de diciembre, se trataba de unas “diligencias preprocesales de carácter informativo (…) para valorar la posible comisión de una infracción disciplinaria que, en su caso, sería puesta en conocimiento de los órganos competentes del Consejo General del Poder Judicial”.

Este procedimiento pretendía determinar si Rosell, que en ese momento era candidata al Congreso, había cometido una infracción disciplinaria por no haberse abstenido en la causa contra Ramírez. Tras recibir una denuncia anónima, la Fiscalía concluyó que coincidieron en el tiempo los últimos días de ejercicio profesional de la magistrada con un contrato que suscribió una empresa de la UD Las Palmas con la mercantil de su pareja, el periodista Carlos Sosa, director de Canarias Ahora, sobre una frecuencia de radio sobre la que opera la emisora oficial del club deportivo.

Esas diligencias se cerraron el 11 de diciembre, al inicio de la campaña electoral, lo que condujo a la magistrada a solicitar y obtener de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) la suspensión de las investigaciones por vulneración de sus derechos fundamentales.

El Consejo General del Poder Judicial archivó la pasada semana la diligencia informativa abierta contra Rosell tras la denuncia de la Fiscalía de Las Palmas, puesto que la misma «no aporta datos que permitan sostener un interés indirecto» de la magistrada en la causa contra el presidente de la UD Las Palmas.

Fuente: eldiario.es

Share